Los 5 arrepentimientos antes de morir, para aprender a vivir

Compartir en:

5 arrepentimientos más comunes antes de morirHace un par de semanas hablamos sobre el poder trasformador que puede tener en nuestra vida, el ser conscientes que no estaremos aquí para siempre. Hoy quiero complementar ese artículo con las enseñanzas de Bronnie Ware; los cinco arrepentimientos más comunes antes de morir.

Bronnie fue una enfermera cuidadora paliativa que trabajaba con personas que estaban cercanas a la muerte. Con ellas pudo relacionarse y entablar conversaciones muy profundas, crudas y honestas sobre la vida y la muerte. La mayoría de ellos tenían arrepentimientos y deseaban haber hecho algo de forma distinta en el pasado.

Al trabajar con ellos, ella se percató de un patrón de arrepentimientos que surgían en las personas mayores. Estos son los arrepentimientos más comunes que sufren las personas antes de partir. Los comparto contigo porque creo que podemos aprender bastante de ello…

1. Desearía haber tenido el coraje de vivir la vida fiel a mí mismo, y no la vida que otros esperaban de mí

Este es el más común de los arrepentimientos que sufren las personas antes de morir.

¿Alguna vez has deseado fervientemente hacer algo importante para ti, pero te auto saboteas pensado en todo aquello que tienes por perder o las mil cosas que pueden salir mal?

Te paralizas al pensar en lo que dirá tu familia, amigos, vecinos o cualquier otra persona y prefieres continuar por el camino “correcto”.  Haces lo que otros esperan que hagas, aun sabiendo que tu corazón te dice lo contrario.

En vez de hacer lo que dice tu corazón prefieres hacer lo que es considerado “normal” y adoptas objetivos y metas que van en contra de lo quieres realmente pero que encajan perfectamente en lo que las personas esperan de ti.

A esto yo lo llamo sueños robados. Son los sueños que crees o creíste que son tuyos pero no lo son en realidad. En algún momento de tu vida  los colocaste en tu mente y los adoptaste. Te olvidaste de pensar lo que dictaba tu interior y dejaste que el entorno te dijera lo que era lo normal y posible para ti.

¿Puedes vivir así?

Por supuesto que sí, no vas a morir por no escuchar tu corazón pero tampoco podrás vivir realmente. Sera difícil que conectes completamente con el mundo, porque no tendrás la oportunidad de expresarte en toda tu esencia.

La separación entre lo que sueñas ser y lo que eres estará cada vez más distante.

No es de extrañarse que las personas que están al borde de la muerte tengan este arrepentimiento. Es muy fácil ver cuantos sueños se quedaron sin cumplir y la mayoría se deben a las elecciones que hicieron en el pasado.

Entonces es aquí donde te pregunto:

¿Vives realmente fiel a ti misma(o) o vives lo que otros esperan de ti?

Es importante que te seas fiel en todo momento y trabajes por alguno de tus sueños mientras tu cuerpo este fuerte y sano, porque no siempre será así. La salud es una bendición que jamás debemos da por sentada.

2. Desearía no haber trabajado tan duro

Muchos de los pacientes se perdieron la niñez de sus hijos y la compañía de sus amigos. Se lamentaron haber pasado sus días sumidos en la “rueda de ardilla” o como dice Robert Kiyosaki, en “la carrera de la rata”. Buscando bienes, satisfacciones y comodidades en su mayoría no sustentables. Esto los hacia sumirse en un círculo de trabajo sin fin, descuidando su salud, grandes momentos y los mejores años de su vida.

Si tan solo aprendiéramos a simplificar nuestro estilo de vida y tomar decisiones conscientes acerca del valor real de las cosas. Es posible que a lo largo del camino, no necesites comprar con años de vida muchas cosas que crees que necesitas tener y centrarte en las cosas verdaderamente importantes.

Al crear más espacio en tu vida te vas a volver más feliz y más abierto a nuevas oportunidades. Unas más adecuadas al nuevo estilo de vida que quieres para ti.

“Tengo claras mi prioridades. Si realmente sabes que cosas son las más importantes, se te hace realmente fácil saber que es primero. Cuando tu familia esta ante todo y estas en la entrega de los Oscar y a tu hija le da fiebre 90 segundos antes de la premiación, no tendrás que tomar una decisión porque ya la habrás tomado desde antes. Si no conoces bien tus prioridades, la pasión y la emoción del momento te van a hacer tomar una decisiones equivocadas…” – Will Smith

3. Desearía haber tenido el coraje para expresar mis emociones

Las personas que tuvieron este tipo de arrepentimiento son aquellas que reprimieron sus sentimientos para mantener la paz con otras personas. Sin embargo cuando no logras lidiar con este tipo de emociones negativas y las guardas en tu interior, puedes traer a ti enfermedades a causa de la amargura y el resentimiento.

Es verdad, no puedes controlar las reacciones de otros. Sin embargo, cuando aprendes a hablar con honestidad acerca de algo que podría no ser tomado de buena forma por alguien, pase lo que pase al final, das la oportunidad de que tu relación con esa persona pueda entrar en un nivel más íntimo y saludable. Y si no ocurriese así, entonces te vas a liberar de una relación que no sería sana para tu vida.

Cuando expresas tus emociones siempre ganas.

4. Desearía haberme mantenido en contacto con mis amigos

Cuantas veces sucede que vamos dejando amigos a lo largo del camino. Los olvidamos y no les damos el tiempo adecuado. Estamos tan inmersos y atrapados en nuestras propias vidas que olvidamos del sentido real de los días.

Cuando alcanzas un nivel de amistad profundo con alguien no necesitas que esa persona trabaje en lo mismo que tú. Tampoco necesitan tener los mismos hobbies, o la misma religión.

Si tú esencia es compatible con la de alguien más, sentirás calidez, empatía y una conexión fuerte que puede durar años. Sin embargo es importante que sepas que toda amistad debe ser alimentada. Como un árbol que necesita agua, debes procurar alimentar tus relaciones constantemente.

Debemos regalar tiempo (nuestro mayor tesoro) para para cuidar, fortalecer y hacer crecer ese lazo de amor y amistad que nos une.

Las personas que experimentaron este arrepentimiento, olvidaron el beneficio que traen los viejos amigos hasta las últimas semanas de vida y no siempre fue posible rastrearlos. Muchos dejaron que las amistades valiosas se resbalaran a lo largo de los años. Hubo muchos remordimientos profundos por no dar a las amistades el tiempo y el esfuerzo que merecían.

Todos extrañan a sus amigos cuando están muriendo.

5. Ojala me hubiese permitido ser más feliz

Creo que este arrepentimiento no es una sorpresa.

Las actividades, planes, hábitos y patrones de comportamiento suelen nublar nuestra visión y hacen de cada día algo que creemos que nos hace felices, cuando realmente solo vivimos a medias.

Muchas veces lo que hacemos ni siquiera nos acerca a convertirnos en aquello que queremos y hacemos lo mínimo, solo para cumplir. Nos ponemos cómodos y nos da miedo el cambio.

Creemos que la vida adulta debe tomarse muy en serio cuando en el fondo anhelamos reír y hacer tonterías otra vez.

Hacemos los que otros hacen por que creemos que es lo correcto. Preferimos conformamos con una existencia media en vez de sobresalir y mostrar nuestro brillo al mundo.

Cuando estás en tu lecho de muerte, lo que otros piensan de ti queda muy lejos de influirte.

Un breve comentario final

No vivas pensando en lo que otros pensaran de ti y comienza a moverte hacia tus sueños.

No permanezcas preocupado y mejor ocúpate creando algo que te haga sentir orgulloso.

Dile adios a lamentaciones y quejas  y comienza a agradecer tu plato de comida, tu buena salud, el aire que respiras y la oportunidad de ver a tus hijos crecer.

No vivas con miedo ni te conformes. Recuerda que los mayores arrepentimientos de tu vida, no vendrán de aquello que hiciste, si no de aquello que jamás te atreviste a hacer.

No tenemos que llegar al final de nuestros días con miles de planes inconclusos, con sueños rotos y con un deseo enorme de haber vivido diferente.

Nunca olvides que la vida es una elección. Elige consiente, sabia y honestamente. Elije ser feliz.

Quiero terminar con esta frase del libro: Los cinco mandamientos para tener una vida plena, de Bronnie Ware:

“…No tienes que esperar a tu hora final. Tienes la opción de cambiar tu vida, de ser valiente, de vivir una vida fiel a tu corazón, una que verás pasar sin arrepentimientos…”

Este articulo está basado en “The regrets of dying” y la charla Ted “Regret-free living” ambos de la autora Bronnie Ware.


Ahora te toca a ti:

¿Que te parecieron estos cinco arrepentimientos antes de morir?

¿hay algo que agregarías?

Nos leemos abajo en los comentarios. 🙂

Compartir en:

Publicaciones Similares

5 comentarios

  1. Hola Maurino!

    Regrese a este post porque aunque ya lo había leído, hoy al entrar a internet leí una noticia de que una actriz de doblaje falleció el día de ayer al dar a luz a su bebé la cual también falleció, me causó conmoción porque yo también tengo una bebe de un año y me dio horror pensar y me dije: cuantas veces has agradecido que estás aquí y que tienes una bebe sana y me respondí muy pocas, frecuentemente me encuentro frustrada por diferentes situaciones con mi hija y hoy al leer la noticia dije esta chica ni si quiera tuvo la oportunidad de conocer a su bebé, de vivir esa experiencia, de frustrarse porque su hija no quiere comer o porque vomito en la calle y hablo de esas cosas no tan buenas porque que puedo decir de las bellas, ver sonreír a tu hija, abrazarte, decirte mama…. Etc

    Entonces quiero tomar tu consejo deja las lamentaciones y quejas y empieza a agradecer el plato de comida y en este caso tener conmigo a mi bebe…

    Gracias por el espacio, ya que di mi punto de vista.

    Saludos

    1. Hola María, Que bueno tenerte por aquí otra vez.
      Me da mucho gusto que te sirva lo que escribo para darte un pequeño empujón para mejorar.

      El agradecimiento es uno de los pilares de un vida plena. Antes de buscar tener, alcanzar y mejorar debes partir por lo que tienes ahora.
      Desafortunadamente muchos no conocemos el valor del agradecimiento pero eso no quiere decir que no podamos convertirnos en personas agradecidas.

      Se dice que las persona antes de morir ven su vida pasar a través de imágenes en su mente. Estas imagines contienen, en resumen los mas valioso momentos de la vida de una persona. Tal vez cuando vieron a sus hijos por primera vez, cuando tuvieron un festejo de cumpleaños muy especial, la ultima
      vez que vieron a sus padres etc.

      Se dice que esto es un regalo divino, pero también algunos estudios muestran que la mente hace su ultimo esfuerzo momentos antes de morir, colocando frente a ti LAS IMÁGENES MAS PODEROSAS QUE TIENES ALMACENADAS EN TUS RECUERDOS PARA DARTE UN ULTIMO EMPUJÓN PARA MANTENERTE CON VIDA.

      ¿Que quiero decir?; que aquello que nos impulsa a vivir, son las pequeñas cosas que nos hacen sonreír con el corazón. El amor, la amistad, la familia, los amigos son las cosas mas poderosas que tenemos para vivir la vida. Son obsequios que debemos agradecer. 🙂

      Un Abrazo

  2. Hola Maurino!

    Mucho gusto leerte, la verdad es que este artículo es muy bueno. Tienes toda la razón, hay que ponerse en perspectiva de la muerte para desde ahí darte cuenta de lo que tiene sentido y lo que no, de lo que es más importante y lo que carece de importancia.

    Los seres humanos de hoy en día caemos en la trampa de no vivir plenamente nuestras vidas y de dejar todo para otro momento, cuando quizás ese momento nunca llegue.

    A seguir así amigo.

    Un abrazo,

    Miguel Ángel

    1. Así es Miguel. Es necesario saber que queremos, hacer un plan y tomar el riesgo. Debemos olvidar que tenemos algo que perder y centrarnos en lo mucho que tenemos por ganar. Por supuesto que no es fácil pero cada día es una gran oportunidad para practicar.

      Gracias por tu comentario, 🙂
      Un abrazo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *