Aprende a decir “NO” de forma simple pero efectiva

Compartir en:
Cómo aprender a decir no de manera simple y efectiva

Aprender a decir “No” podría parecerte algo sencillo e incluso ser un tema que a simple vista tiene poca relevancia, pero aunque no lo creas, aprender a decir “no” es algo que puede cambiar tu vida por completo.

No saber decir «no» nos afecta sutilmente, ya que sin darnos cuenta aceptamos y elegimos diariamente muchas propuestas, actividades, ofertas y situaciones que no nos traen nada positivo ni productivo a nuestra vida.

Decir “No” es otra de esas claves que no se enseñan, y por tanto, no conoce la mayoría de personas. Es algo que al ser aplicado puede generar mejoras significativas en nuestra manera de vivir a corto, mediano y largo plazo.

En este artículo te voy a compartir el único, simple y poderoso secreto que te ayudará a aprender a decir «no» a todo aquello que no te sirve, no te ayuda y no necesitas en tu vida.

La importancia de decir saber decir “No”

Saber decir “no” en el momento adecuado nos puede evitar problemas, desilusiones, arrepentimientos y cambios negativos, pero sobretodo, y viéndolo desde un enfoque positivo, nos puede acercar cada vez más a la realización, plenitud y sentido que necesitamos.

Decir no es algo mucho más amplio que simplemente decirle a alguien “No, muchas gracias” cuando ésta te ofrece algo. No hablamos solamente de negarnos a lo que otras personas nos proponen, si no también decir “No” a todos los pensamientos e ideas negativas que nos decimos a nosotros mismos a diario.

Decir «no» abarca muchas áreas de nuestra vida; como el cuidado de nuestra salud, las relaciones personales, el desarrollo profesional y laboral, el tipo de actividades que haces en tu tiempo libre, tu desarrollo intelectual…

Cada día sin que nos demos cuenta decimos “NO” a muchas situaciones, oportunidades y experiencias. Tomamos una serie de decisiones que parte de nuestros pensamientos y conducen nuestras acciones, y a través de ellas creamos nuestro destino.

Tantas formas de decir “no”

Podemos decir “NO” de tantas formas que pueden ser incontables…

  • Puedes decirle «no» a alimentos o productos de belleza que afectarán tu salud tarde o temprano.
  • Puedes aprender decir «no» al cigarro que no tiene ningún beneficio a tu vida, y solo lo haces para mantener las apariencias y/o calmar tu estado de ansiedad.
  • Decir «no» a una persona que trata de tener una relación amorosa contigo, cuando no estás abierta a nuevas relaciones o cuando sabes bien que esa persona no está en sintonía con lo que quieres para ti en este momento.
  • Saber decir «no» al aumento salarial que te ofrece tu jefe para que no te vayas, cuando quieres dejar tu trabajo para buscar nuevos y mejores horizontes.
  • Aprender a decir “no” a la gente negativa y pesimista que trata de hacerte ver que tus sueños o tus objetivos son una utopía, y que no tiene sentido perseguirlos.
  • Saber decir “no” a los pensamientos negativos que llegan a tu mente, y en vez de ello, generar en ti la certeza, la confianza y la convicción de que puedes lograrlo.
  • Puedes aprender a decir “no” a los malos hábitos.
  • Decir “no” a la apatía, a la flojera o a la pereza que te alejan de tus objetivos.

Como puedes darte cuenta, saber decir “no” tiene el poder de cambiar nuestra vida por completo, ya que se aplica prácticamente a todos los aspectos, áreas, y situaciones de nuestra vida.

Y ahora que conoces su importancia es momento de las soluciones.

La clave más poderosa para aprender a decir «NO»

Para aprender a decir no, solo necesitas saber decir sí

Cuando le decimos “SÍ” a algo, le estamos diciendo NO a una cantidad inmensa de otras posibilidades. Es aquí cuando aprender a decir “sí” toma mayor importancia y protagonismo que el que puede tener el “No” en nuestra vida.

Podemos dividir nuestro problema en dos posibles situaciones:

  1. Dices “sí” a algo que en realidad no está alineado con lo que quieres para tu vida y con ello dices “no” a una cantidad inmensa de opciones para elegir, muchas de ellas con un potencial enorme para traer a ti grandes recompensas y satisfacciones en el futuro.
  2. Dices “Sí” a algo, sin tener la certeza y la convicción de que eso es lo que realmente quieres. Y cuando se te presentan otras opciones en el camino, no puedes evitar sentirte atraído por ellas, lo cual te hace desviarte de tu ruta. De esta forma vas como barco a la deriva, eligiendo lo que se te presenta por casualidad sin metas ni objetivos.

Si analizas por un momento estos dos puntos, podrás darte cuenta que la razón por la que las personas no saben decir «no», es porque no saben a lo que le dicen «SÍ».

Muchos creen que quieren algo pero en realidad no lo quieren, ya que cuando algo diferente (que piensan que es mejor) se les presenta frente a ellos, cambian de opinión muy fácilmente.

Por otra parte, hay personas que no saben lo que quieren, entonces cuando una situación disfrazada de “oportunidad” se le atraviesa en el camino y brilla antes sus ojos, no se pueden resistir y la siguen ciegamente. Pero como te he comentado antes, no todo lo que brilla es oro.

Entonces tenemos estas dos situaciones: por un lado puedes creer que quieres algo y decir «sí» cuando debías decir «no», y por otro, no sabes lo que quieres y tomas cualquier ruta sin saber cuál es tu camino.

Esa es la razón por la que no sabemos decir no. No tenemos definido lo que queremos, y lo que creemos querer en realidad no lo queremos desde el corazón. Si fuera así entonces no habría manera de que algo o alguien te desvié de tu ruta. Porque estás tan enfocado en lo que quieres que cualquier otra propuesta será irrelevante para ti.

La mejor forma de aprender a decir NO

Como puedes ver, para aprender a decir “no”, no necesitas de una amplia lista de consejos que estoy seguro que olvidarías al salir de este artículo. Para saber decir “no” lo único que necesitas es conocer bien aquello a lo que le dices “sí”.

Debes saber qué es lo que quieres; y necesitas tener certeza, convicción y unos fuertes motivos. Si no lo tienes entonces es posible que tomes cualquier propuesta o elijas algo que no te hará bien en el futuro, o no está alineado con lo que quieres conseguir.

Para aprender a decir «no» debes saber bien a qué le dices “sí”, porque cuando le dices “sí” a algo desde tu interior, sabrás decir “no” cuando otras opciones o propuestas se te presenten.

  • Si conoces bien el tipo de alimentos que necesitas y debes comer, acorde con tus valores y objetivos, entonces le dirás “NO” a otro tipo de comida.
  • Si conoces bien el tipo de personas con las que te quieres relacionar y quieres mantener dentro de tu círculo familiar cercano, entonces no habrá manera que le digas “sí” a personas que te roban energía, concentración, paz y tranquilidad.
  • Cuando conoces bien tus prioridades, tu estilo de vida y tus planes a futuro, no hay manera que digas “Sí” a personas o situaciones que intentan desviarte de tu camino.

Cuando sabes lo que quieres puedes decir «no» a todo lo demás porque no hay nada mejor en este mundo que puedas y quieras hacer. Y si no puedes decir «no» a algo, entonces temo decirte que lo que dices querer, no lo quieres realmente. No es un deseo genuino, solo es un simple «me gustaría».

Ahora conoces la mejor manera para aprender a decir «no». Sé que puede parecer sencilla pero te aseguro que requiere de un proceso de introspección profundo, dónde necesitas preguntarte: ¿Qué quiero hacer con mi vida?, y tomar acción a partir de la respuesta, diciendo «no» a cualquier cosa que te aleje de tu propósito.

◊♦◊

Ahora cuéntame ¿Qué te hace parecido? ¿Qué es aquello a lo que necesitas aprender a decir «no»?

¡Nos leemos en los comentarios! Y si te ha gustado te invito a que lo compartas con tus amigos. Si lo haces me permites seguir generando más contenido y te estaré profundamente agradecido. 🙂 Un abrazo.

Compartir en:

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *