Se quien quieras ser, reinventate, tus posibilidades son infinitas

Compartir en:

se quien quieras ser, reinventate, tus posibilidades son infinitas

Muchas personas creen que solo existe un opción para cada uno, es decir; si eres medico serás medico toda tu vida, si eres profesor, estarás en un aula de clases hasta tu jubilación. Si eres jardinero tendrás que cuidar plantas el resto de tus días.

Se tiene la falsa creencia de que lo que elegiste ser, o la profesión u oficio que decidiste tomar en algún momento, será la misma que desarrollarás a lo largo de tu vida laboral y solo podrás trabajar y ganar dinero de esa manera. Sin embargo, ese es un concepto reducido de la vida que podría traer a ti grandes arrepentimientos.

La verdad es que tú puedes ser quieras ser. Tienes esa grandiosa oportunidad solo por simple hecho de tener vida.

Tus opciones y posibilidades son infinitas. Es algo inherente que se te otorgó al momento de nacer.

Deja el pensamiento convencional y abre tu mente. Utiliza tu imaginación y piensa… si mi vida la hubiese hecho diferente ¿cómo sería? Si hubiese elegido otro camino ¿A qué me dedicaría? ¿Con que tipo de personas me relacionaría? ¿De qué manera me ganaría la vida?

Entonces dime ¿Por qué no hacerlo posible?

Muchas personas no creen que sea factible dedicarse a algo diferente. Piensan que es su destino ser abogados, psicólogos o contadores, solo porque a los 17 o 18 años se les ocurrió estudiar o comenzar ese trabajo, y ahora creen que su destino es dedicarse a ello por los próximos 40 años.

Voltean a ver a las personas a su alrededor y observan que practicante nadie se atreve a cambiar de profesión o carrera. Suele dar bastante miedo. Sin embargo, debes tener en cuenta, que no porque las personas cercanas a ti actúen de cierta manera, es como debes actuar tú también. Lo que hace la mayoría no necesariamente es lo adecuado o lo correcto.

Es tan simple como tomar una decisión

No tienes que pensarlo tanto. Solo debes tener en cuenta que la vida puede ser corta para ser infeliz haciendo algo, una y otra vez, por el resto de tus días.

Piensa que si las personas se dedican a algo diferente a lo que te dedicas tú, entonces tú también pueden subsistir haciendo algo diferente. No hay razón para que pienses que te vas a morir de hambre si haces un cambio de carrera o de profesión.

Si sientes dentro de ti que es momento de comenzar una nueva etapa profesional y personal, entonces atrévete y hazlo.

Un día elegiste ese camino

Un día elegiste tomar ese camino donde estás ahora, y creíste que era el correcto en esa etapa de tu vida, sin embargo eso no significa que haya sido lo que esperabas, o que tenías que seguir haciendo lo mismo para siempre.

Te puedes ganar la vida de una infinidad de formas. Y así como elegiste en ese momento dedicarte a lo que te dedicas ahora, por unas razones u otras, hoy puede ser el día donde eliges dedicarte a algo diferente; a algo mejor e inspirador. Algo que realmente te motiva, te apasiona y te hace levantarse con energía cada mañana, con ganas de dar lo mejor de ti.

La mayoría de personas creerán que se deben dedicar a lo mismo toda su vida, pero eso no tiene que ser para ti un mandamiento. La vida te ofrece un sin número de posibilidades.

Hazlo ahora porque no siempre será así

Un día vas morir y tu tiempo ahora es un obsequio… mejor dicho, el mejor de los obsequios. Entonces, porque permanecer en ese trabajo que odias y abstenerte de hacer algo que quieres desde corazón. Por qué no comenzar ahora y plantearte las posibilidades de elegir algo que esté en sintonía con lo que eres en este momento y lo que quieres para tu futuro.

Después de todo, tú creas tu destino, y puedes elegir seguir escribiendo tu historia personal cómo lo has hecho hasta la fecha, o darle un cambio radical, y comenzar a crear un nuevo estilo de vida.

Voltea a ver a las personas que te rodean

Observa a tu alrededor. Las personas se dedican a diferentes actividades. Son músicos, profesores, biólogos, psicólogos, youtubers, empresarios… realmente no hay trabajo bueno o malo. Solo se trata de decisiones. De saber qué quieres hacer con tu vida y tomar acción.

Si tu trabajo no te inspira a ser mejor, o a dar lo mejor que puedes dar, no tienes que hacerlo hasta que envejezcas… no sería algo inteligente.

Si eres un contador y ahora odias lo números, un abogado que no quiere saber más de leyes, o un maestro que ha dejado de disfrutar su estancia con los niños, entonces deja ese trabajo y crea un plan de acción. Como te dije antes, abandonar no es solo para mediocres o perdedores.

Si lo tuyo es el yoga, la música o quieres poner una tienda de abarrotes en tu localidad ¿entonces por qué no comenzar a trabajar ello, y hacer ese cambio de actividad? ¿Por qué no hacerlo posible y convertirte en esa persona que quieres ser, en vez de solo soñarlo?

Soñar es bueno, pero siempre y cuando te diriges hacia allá con acciones, sino no tiene sentido.

No estoy diciendo que sea fácil

Si tienes el deseo genuino por ser o lograr aquello que sueñas, entonces comienza a dar pequeños pasos. Tú puedes tener un canal en youtube de éxito, ser conferencista reconocido, médico cirujano o comerciante en tu ciudad. Tú puedes ser lo que quieras ser mientras tengas oportunidad. Y la oportunidad la tendrás mientras estés sano y sigas respirando.

Solo te diré algo respecto a esto: Se sinceró y franco contigo misma(o). No se trata de que elijas la opción más fácil y de menos esfuerzo. Se trata de tomes aquella opción que está mayormente alineada con quien eres hoy en día, con tu esencia, con tus valores y con tus planes a futuro.

No existe una relación entre hacer lo que quieres hacer, y no esforzarte. Nada tiene que ver. Debes considerar que incluso haciendo lo que amas, tendrás que poner esfuerzo, enfoque, y dedicación. Solo de esa manera te moverás de donde estás ahora, a dónde quieres estar mañana.

◊♦◊

¿Quisieras agregar algo? Nos leemos en los comentarios 😉

Compartir en:

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *