El mejor regalo que puedes dar

Compartir en:

el mejor regalo que puedes dar es tu tiempo

A veces nos preocupamos mucho por entregar el mejor obsequio, uno que haga sentir bien a aquella persona especial (tu madre, tu hijo, tu pareja etc,). Incluso a veces somos invitados a una fiesta; tal vez un cumpleaños, una boda, unos quince años, en la época navideña o día de reyes. Sea cual sea la situación, siempre pensamos en un regalo perfecto, original, o ideal para la ocasión.

Si estás en busca de algo, porque quieres dar un buen regalo y no sabes qué regalar, entonces este pequeño artículo es para ti.

¿Por qué quieres dar un regalo?

Suele ocurrir a menudo, que no tenemos un deseo real por dar un obsequio, simplemente creemos que es algo que debemos hacer, porque es lo que se hace en esos momentos.

Estamos programados para pensar en regalar cosas… para quedar bien y cumplir el compromiso. Pensamos automáticamente en compras…en consumo, es difícil evitarlo.

Tanto es así, que muchas personas festejadas sienten que merecen algo (material) sin siquiera analizar si lo necesitan para estar bien, y la persona invitada al festejo, cree que debe dar algo para regalar.

Personalmente creo que esto es una acción tan automática que ya ni siquiera pensamos en los verdaderos motivos, y olvidamos lo que regalar significa.

Respóndete ¿Por qué quieres dar un regalo? ¿Cuál es el fin último? ¿Queremos dar un obsequio porque nos lo dice el corazón? ¿Es un deseo genuino por dar, o acaso solo lo hacemos por cumplir?

Personalmente creo dar un regalo solo por cumplir, es un acto de falta de congruencia personal. Es como hacer algo que realmente no te interesa o no te nace hacer, y comprar un objeto disfrazado de afecto, amor y/o cariño.

Si, suena duro, pero a veces tendemos actuar de esa manera. Yo lo he llegado a hacer en el algún momento de mi vida. Es un acto algo vacío, sin intención de bienestar, ni cariño.

Y es que es más fácil utilizar algunas monedas e intercambiarlas por algún producto industrial, regalarlo y sentirte bien por eso. Es más fácil hacer eso antes que preguntarte si de verdad quieres dar un regalo desde el corazón.

Creo que cuándo en nuestro corazón, no nace ese deseo por dar un obsequio, o te da igual dar o no dar, entonces no debes dar nada. Es la mejor manera de ser congruente con nuestros actos.

Estamos programados para pensar en comprar para regalar, es normal, es parte del sistema económico actual. Sin embargo, debemos dar un paso adelante en nuestra manera de pensar y adoptar un estilo minimalista. Uno que nos permita valorar menos los objetos, y valorar las partes importantes de la vida.

¿Cuál es el mejor regalo que puedo dar?

Ahora bien, es cierto que no siempre damos un regalo por cumplir, hay personas que nos importan, y a veces queremos regalar algo verdaderamente especial. Entonces ¿qué regalar? Si sigues mis artículos desde hace tiempo, tendrás una idea de lo que te diré a continuación.

Lo he mencionado anteriormente y lo sostengo. El mejor regalo que puedes dar, no son cosas; no son productos que pueda fabricar alguna empresa. El mejor obsequio que le puedes dar a alguien especial, es tu tiempo. Es la manera en cómo los haces sentir; esas sonrisas, esos momentos, los consejos que das, ese entusiasmo y positivismo que logras transmitir.

Es la huella que dejas dentro de las personas. Es esa marca o esa sensación que tienen las personas al recordarte. Eso es lo que regalas cuando interactúas con una personas, quieras o no. Y si quieres dar un obsequio valioso y verdadero, entonces regala un momento inolvidable.

Tu tiempo es tu mayor tesoro, por eso es el mejor regalo

Obsequiar tu tiempo significa que estás dando una parte de lo único que realmente posees en el mundo. Estás dando literalmente una parte de tu vida.

Es por eso que cuando quieras regalar algo a alguien especial, debes pensar en regalar un tiempo de calidad, buscando que sea un momento digno de ser recordado por ti, y por aquella persona.

Creo que es tiempo de expandir nuestra mente… desapegarnos a las cosas, y dejar de considerarlas valiosas.

Si existe algo material que tiene valor, ese es tu cuerpo y el de las personas que amas. Cuídate y cuídalos a ellos.

Después de todo, el tiempo es un tesoro que tiene una relación directa con el estado en que se encuentra tu cuerpo. Por lo tanto, tu cuerpo es parte de ese tesoro.

Después de tu cuerpo, lo siguiente importante, son las experiencias que tienes con los que te rodean. Es por eso que si quieres regalar algo, regala experiencias.

Y por supuesto que no hablo de que regales un viaje exuberante y costoso a algún lugar exótico del planeta. Puedes hacerlo si está dentro de tus posibilidades, pero que ese no sea tu mejor regalo. Hablo de lo simple; de lo realmente valioso a largo plazo. Hablo de la manera en que haces sentir a esas personas especiales, e incluso a aquellas que no significan nada para ti.

Si no nace de tu corazón regalar una parte de ti a alguien, entonces mejor no regales nada. Si lo haces no serías congruente contigo, ni sincero con la otra persona.

¿Quieres regalar?, haz una carta y plasma tus sentimientos, anécdotas y buenos recuerdos.

Regala un buen consejo, una buena conversación. Genera una sonrisa, y rían a carcajadas. Valora las relaciones y las experiencias por encima de las cosas. Porque al final… las cosas se quedan, pero nosotros… sabes bien que ocurrirá con nosotros….

◊♦◊

Ahora cuéntame ¿Qué piensas? Para ti ¿Cuál es el mejor regalo que podemos dar? Dejanos tu comentario aquí debajo y si te ha gustado te pido que lo compartas con tu amigos. Al hacerlo me ayudas a seguir creando más contenido como este y te estaré muy agradecido. 🙂

¡Un abrazo!

Compartir en:

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *