Recibe Gratis mi ebook “Encuentra tu Rumbo – 5 razones por las que te sientes perdido, sin saber qué hacer ni qué camino tomar en esta etapa de tu vida”.

Evaluación del año 2018

Compartir en:

evaluación-y-análisis-del-año-2018

El 2018 termina, y este es un gran momento para hacer un recuento del año. Te trata de hacer un análisis y evaluación, escribiendo aquellas cosas que han ido bien y aquellas que no tanto.

Tal como lo hice con la evaluación del 2017, a continuación te contaré lo que me fue bien y lo que necesito mejorar para este 2019.

Hacer un recuento del año te ayudará a ser consciente de aquello que ha sucedido. Aquellas cosas buenas y no tan buenas, todos esos logros y aquellos que quieres hacer diferente. Es un gran momento para tomar una pausa, y estar agradecido por haber disfrutado de un año más, poder definir tus nuevos objetivos e iniciar de la mejor forma este nuevo año.

Lo que me ha ido bien en 2018

Comenzaré contándote la mejor parte de este año. Son siete puntos que considero más importantes.

1. Mantuve una alimentación sana

A excepción de algunos días excepcionales, logre mantener una alimentación saludable. Practicante no hubo día donde no comiera frutas y verduras.

No estoy diciendo que no me diera uno u otro antojo, ¡claro que sí! solo que siempre acompaño mis comidas diarias con alimentos naturales.

Tome abundante agua diariamente, tratando de tener siempre un recipiente a la mano en todo momento.

Pretendo continuar el 2019 de la misma manera. 🙂

2. Regrese al entrenamiento físico

Comencé en 2017 bastante “flojo”, por decirlo de alguna forma. Sin embargo, este 2018 puede mantener un entrenamiento constante a lo largo de todo el año.

Practique el entrenamiento físico que realizaba desde hace años e incorpore el entrenamiento tabata a mi rutina ¡y me ha encantado!

He tenido días cansados y bajos de energía, pero me he logrado sobreponer y entrenar, aun cuando he tenido el ánimo bajo.

Después de hacer ejercicio siempre me siento súper bien. Si tú también lo practicas, sabes de qué hablo. 😉

3. He estado saludable

Creo que la principal razón de esto, son los 2 puntos antes mencionados.

No me he enfermado durante todo el año. Tal vez una pequeños gripe en noviembre, pero nada grave que me haya impedido hacer mis actividades con normalidad.

Creo que la clave de esto ha sido la alimentación y el entrenamiento físico.

Estoy agradecido por estar sano y tener un cuerpo saludable que me permite hacer todo lo que he querido hacer. Creo que esa la principal riqueza que podemos; la salud.

4. Me integré a un gran equipo de trabajo

Este año fue de cambios para mí. Uno de esos cambios, fue tener la oportunidad de unirme a la Escuela de Nuevos de Negocios. Donde he aprendido y sigo aprendiendo mucho acerca de los negocios digitales.

Pero no solo eso, lo que más puedo valorar ahora mismo, es haber encontrado y conocido dentro a un equipo de grandes personas, con gran calidad humana. Esta sensación de partencia a un grupo de trabajo no la había sentido antes.

Tal como lo tenía previsto a inicios del año, he conocido personas nuevas, y estoy agradecido por ello.

Pertenecer a la escuela es una de las mejores cosas de este año.

5. Mantuve el ritmo de publicaciones sin fallar

Durante todo el año estuve publicando post cada semana sin falta. Es un objetivo que había establecido a inicios del año y lo cumplí. Estoy feliz por ello 🙂

Escribir se ha convertido, no solo en mi manera de expresarme, sino también es un pasión que se ha fortalecido con el tiempo.

¿Te gustaría comenzar tu propio blog? Hazlo ahora

6. Continúo levantándome con energía por las mañanas

A pesar de que he tenido noches de poco sueño, eso no ha sido impedimento levantarme con energía.

Lo dije hace un año y lo reitero; cuando tienes unos objetivos definidos, un deseo genuino por hacer algo de tu vida que te dé sentido y disfrutas el proceso, difícilmente sentirás que lo que haces es una obligación. Al contrario, lo verás como una aventura, un reto que deseas recorrer, y el trabajo se hará parte de ti.

Es como una conexión entre lo que quieres, lo que eres, lo que haces y lo que disfrutas.

7. Ayude a muchas personas a través del Vida Épica

A lo largo del año, recibí muchos emails de agradecimiento por los consejos que comparto en Vida Épica. Sin duda, eso también ha sido de lo mejor de este año.

Recibir mensajes de agradecimiento es algo que me llena de energía para continuar. Y me da un indicio de estar en el camino correcto.

He conocido los problemas de mis lectores; personas que odian su trabajo, que quieren emprender, sufren de depresión, o aquellos que sufren de bajo autoestima…

Comencé Vida Épica con el objetivo de ayudar de manera genuina a muchas personas, y es algo que se está haciendo realidad poco a poco. ¡Estoy agradecido por ello!

Lo que no ha ido muy bien 2018 y necesito mejorar en 2019

Por su que no todo ha ido como yo hubiese querido. Fue un gran año, pero también hay cosas que no fueron del todo bien.

A continuación te contaré de qué hablo.

1. No cumplí todo lo establecido a inicio de año

Es bueno definir objetivos y propósitos de año nuevo, pero en la implementación, suele ser complicado seguir a pie de la letra un plan personal a un año vista. Los planes suelen cambiar conforme la vida evoluciona.

Lo que veo que funciona más, es definir objetivos anuales, y solo programar las tareas de manera trimestral. Es más fácil tener un control y un seguimiento. Segmentando el año en 4 trimestres, que planear 12 meses continuos.

Es por eso que esta vez solo planificare mi primer trimestre, y veré si me funciona. Al terminar el primero, planificare el siguiente en base a los resultados conseguidos hasta ese momento. Todo de cara a cumplir mis objetivos para 2019.

2. Comenzar en video lo estoy haciendo eterno

Me establecí el objetivo de comenzar a practicar en video y aprender a hablar ante la cámara. No lo cumplí del todo.

Si bien es cierto que realice algunas pruebas, no subí videos públicos como lo había definido.

Siendo honesto, esta procrastinación ha sido debido la crítica y al no creerme lo suficientemente bueno. Debo derribar ese miedo y el síndrome del impostor este año, ya que solo me paraliza e impide avanzar.

3. Debo ser más cercano con las personas que me rodean

Esta año ha sido bueno profesionalmente hablando, pero me he despistado un poco en el aspecto de mis relaciones personales.

He dado un tiempo cada dia para estar con mi familia, pero hay algo que quiero cambiar.

Si lo analizo un poco creo que lo que más afecta es el teléfono… si, revisar el teléfono a cada momento. Como si estuvieras buscando algo que no sé qué es, y revisarlo sin ninguna razón.

Seguro sabes de qué hablo, esta es una enfermedad que se extiende en nuestra sociedad actual, y creo va a empeorar en los próximos años, si no hacemos algo.

Personalmente, necesito realizar una pequeña acción que mejorará la calidad del tiempo que paso con los míos, y esa acción es bastante simple; dejar mi teléfono en el bolsillo, y destinar complemente mi atención y energía a las personas que están conmigo.

Hay momento para todo, y por supuesto también para revisar tus redes sociales. s

4. Tomar un pausa y estar más en el presente.

Estoy agradecido por este año, ha sido un gran año lleno de cambios, retos, aprendizajes y agradezco totalmente por ello.

Sin embargo, por momentos me he puesto como en piloto automático. Se me pasa el tiempo y las horas del día cuando me concentro en ciertas actividades.

De pronto al caer la tarde me siento algo estresado, y fatigado. Esto sin mencionar que permanezco sentado frente al ordenador por muchas horas sin parar. ¡Debo cambiar esto en 2019!

Deje de medir mis tiempos con la técnica pomodoro y volveré a ella, ya que me ayudaba bastante. No solo para la productividad, también para tomar pequeños periodos de descanso y desconexión durante los días.

Voy hacer una pausa cada día, y vivir el momento presente.

5. Darle más formalidad y empuje a Vida Épica

Cómo te comentaba, no cumplí con todo lo que definí a inicios del 2018 y una de esas cosas era darle mayor empuje a Vida Épica. Quería expandir el proyecto, sin embargo no lo hice. En parte debido a cambiaron mis planes conforme fue avanzando el año. Aun así no es algo que he descartado.

En 2019 quiero que este proyecto llegue a más personas. Realmente es algo que quiero, debo y necesito hacer. Es de esos objetivos que no puedo descartar y que le dan sentido a mi vida profesional.

6. Debo mejorar mi condición física

Mejoré mi condición física con respecto al 2017, pero aun quiero más.

Sé que no he hecho aún lo mejor que puedo. Y esto es algo que voy tomarme más seriamente en 2019.

Mientras tengas un deseo genuino, buen alimento y un cuerpo con las condiciones y el potencial para lograrlo… ¿por qué no intentarlo?

◊♦◊

Ahora cuéntame ¿Ya hiciste tu evaluación del año? Si aún no la haces, toma una libreta y escribe una lista de aquellas cosas que te fueron bien, y de las que estás agradecidos. Después escribe otra lista de aquellas cosas que no fueron tan bien y que puedes mejorar para este 2019. Te aseguro que hará bien tenerlo por escrito y ser consiente de todo lo que ha sucedido.

Compartir en:

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.