Cuando el impulso llega y la chispa se enciende… síguela

Compartir en:
cuando el impulso llega desde dentro y la chispa en tu interior se enciende, síguela

¿Sabes? hace algún tiempo, escribí un artículo que nunca imagine que se convertiría en uno de los más especiales de Vida Épica. Dicho post, es un claro ejemplo de una lección de vida muy potente que me gustaría compartir contigo ahora mismo.

Cuando decidí escribir aquellas palabras, fue algo que me nació desde dentro; fue un impulso y una idea que me surgió sin esperarlo, y la lleve a cabo sin expectativas más allá de la sola idea de compartir un mensaje.

Tal artículo lo escribí el día de mi cumpleaños. Me pareció buena idea compartir algunos aprendizajes y reflexiones que suelo tener cada que llega el 5 de noviembre.

¿Te gustaría leer el artículo? Aquí lo tienes: Un año más de vida; tiempo para reflexionar

Han pasado ya 3 años desde que escribí aquel post, y hoy quiero compartir contigo un par de lecciones que aprendí a raíz de aquel momento.

Si te gustaría conocerlas acompáñame… 🙂

Lección Nº 1: A veces lo que menos esperas suele traer mayores recompensas

Hoy en día aquellos párrafos son los más visitados en Vida Épica. Cuando lo escribí nunca pensé que llegaría a tener tan buena aceptación para quienes lo leían.

En aquel momento simplemente quise compartir un poco de las reflexiones que tengo en cada cumpleaños y nuevo año. Sin embargo, en ningún momento tuve la intensión, o el objetivo, de que aquel texto llegase a miles de personas cada mes en busca de algo de reflexión en aquel día tan especial que vivimos todos año tras año.

Posiblemente no es el mejor de mis artículos a nivel de redacción, escritura o incluso tal vez el mensaje no sea el mejor del mundo, pero es algo que intereso, agrado, y por eso lo siguen leyendo muchas personas cada mes de diferentes partes del mundo.

Maurino ¿A qué quieres llegar contando esto?

Lección Nº 2: Si tienes una idea que te entusiasma, muévete y no lo pienses tanto

Muchas personas tienen buenas y grandes ideas, que jamás verán la luz. A la mayoría se les ocurre algo, pero nunca lo ponen marcha. Analizan las cosas demasiado y después de tanto pensarlo viene la parálisis por análisis.

Sin embargo, como te lo dije antes; Las ideas no valen nada si no se pones marcha. Cuando se te ocurre algo y NO lo implementas, esa idea solo tendrá la forma de diminutos impulsos eléctricos que viajan por tu mente que nunca se harán realidad.

Cualquier idea que tengas que creas que te traerá una inmensa fortuna, en realidad jamás lo hará si no permites que tome forma en el mundo físico. Y para que eso suceda, necesitas permitir que aquel impulso que viene desde dentro transforme tu realidad y tu manera actuar.

[Artículo recomendado: Tomar acción, la clave para transformar tu vida]

Cuando la chispa de entusiasmo se enciende dentro de ti, en ese preciso instante tienes un combustible de gran capacidad, que puedes poner a tu disposición en pro de grandes y positivos cambios.

[Artículo recomendado: Entusiasmo; con un dios dentro de ti]

Lección Nº 3: Cuando el impulso llega, síguelo

Cuando escribí aquel artículo no imagine que se convertiría en uno de los más visitados de Vida Épica. Sin embargo me gustaría que pensarás por un momento que hubiese pasado si en vez ponerme manos a la obra y simplemente confiar, hubiera pensado algo como: “Mejor no… no creo que le guste a nadie, mejor escribo sobre otro tema…”?

Si hubiera decidido hacer eso en aquel momento, ni siquiera estarías leyendo estás palabras ahora mismo. Quiero que te des cuenta que aquella decisión que tome hace más de tres años, cambió mi futuro, el de Vida Épica y el tuyo al estar leyéndome en este preciso instante…

Entonces ¿Puedes notar el gran poder de moverte cuando el impulso llega y la chispa en tu interior se enciende?

Cuando tomas acción pones en marcha las causas que generan el cambio. Dejas de ser un espectador y te haces protagonista de tu propia vida.

Con acciones bien dirigidas, influyes en el flujo imparable en el que estamos inmersos todos, y propicias un movimiento bien intencionado en la dirección que deseas y necesitas.

[Artículo recomendado: Todo fluye nada permanece; la ley de mayor influencia en tu vida]

Lección Nº 4: No lo pienses tanto

A veces nos da miedo intentarlo y equivocarnos. Hemos sido programados para temer al error.

Cuando pensamos demasiado, comenzamos a imaginar muchas posibilidades donde la mayoría de ellas son negativas y nunca se harán realidad.

A pesar de que hayamos aprendido a buscar evitar el error y tener miedo a fallar, debemos tener en cuenta que dentro del proceso natural del aprendizaje, los intentos y las repeticiones son claves para llegar a la maestría en cualquier área, ámbito o actividad en la vida.

Un niño pequeño no se levanta y comienza a caminar y a correr con toda la facilidad y sin ningún problema al primer intento. Requiere de miles de repeticiones antes de hacerlo bien, y mientras tanto, le toca caerse y levantarse una y otra vez hasta permanecer de pie y andar con plena confianza.

[Artículo recomendado: El fracaso es temporal y necesario]

Así como piensas en lo que puede salir mal, piensa también en todo lo que puede salir bien, y no te contengas de hacer algo que surge desde tu interior de forma espontánea.

[Artículo recomendado: Deja de pensar en lo que no quieres y enfócate en lo que si deseas y necesitas]

Cuando sientas esa llama que se enciende dentro de ti, que te impulsa a moverte y dar un primer paso, NO la dejes ir. Abrázala como si fuera otro obsequio que te regala la vida para generar un cambio y tomar tu rol natural como creador de posibilidades…

◊♦◊

Espero hayas disfrutado de este pequeño artículo, tanto como yo al escribirlo.

Este solo es un pequeño ejemplo de la manera en cómo tu vida puede cambiar cuando te permites seguir ese IMPULSO interno.

Ahora cuéntame ¿Alguna vez has tenido la intención de hacer algo, o se te ha ocurrido una buena idea, pero la has dejado a un lado porque no creíste en ella? Cuéntame un poco al respecto. 🙂

Por otro lado, si te ha gustado, por favor no olvides compartirlo con tus amigos. Al hacerlo me permites seguir entregándote más contenido como este y te estaré muy agradecido.

Compartir en:

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *